InicioConociendo  
 
  Ya en los años 3500 antes de C., los antiguos egipcios usaban especias para condimentar sus alimentos, como cosméticos y en sus lociones para embalsamar a sus muertos.
Sabemos también que la enorme riqueza del rey Salomón se debía al tráfico de los mercaderes de especias y alos regalos en forma de especias que se acumulaban en sus tesoros.
El tráfico de especias, controlado por los árabes durante al menos 5000 años, fue aumentando durante la Edad Media en el Mediterráneo oriental y en Europa.

A menudo los mercaderes chinos se dirigían hacia la isla de las especias (la actual Maluku, un grupo de islas de Indonesia) y desde allí llevaban sus cargamentos de especias hacia las costas de India y Sri Lanka, donde comerciaban con los mercaderes árabes. Los árabes trataban ansiosamente de ocultar tanto sus fuentes de suministro como las rutas terrestres que seguían las especias.
Los fenicios, grandes marinos y comerciantes, progresaron gracias al lucrativo negocio de las especias, y convirtieron a su ciudad de Tiro en un gran centro de distribución que abasteció a toda la zona del mediterráneo entre los años 1200 y 800 antes de C.
Cuando el centro de poder se trasladó desde Egipto a Babilonia y Asiria, los Árabes mantuvieron el control sobre el suministro de especias desde el Este, durante el desarrollo de las civilizaciones griegas y romanas. Las historias que contaban los árabes sobre el origen de las especias eran creídas a pie de juntillas: se decía que la canela procedía de unos valles de serpientes, y la casia de unos lagos poco hondos protegidos por unos feroces y enormes pájaros alados que siempre tenían sus nidos en lo alto de unos acantilados de piedra caliza. Cuando los nidos se desplomaban, los mercaderes podían recoger la casia.

Los romanos fueron muy prolíficos en su uso de las especias, y la demanda acrecentó la presión para encontrar una ruta hacia la India que acabara sobre el monopolio árabe. A través de ellos es como llegaron las especias al norte de Europa, luego en el siglo V a la caída de su imperio, y el inicio de la Alta Edad Media hubo un gran período de estancamiento cultural y que también afectó al conocimiento de las especias.

Mahoma, el profeta y fundador de la fe musulmana, se casó se casó con la acaudalada viuda de un mercader de especias. El celo misionero en la difusión de la fe por todo Oriente estuvo inextricablemente unido con el tráfico de especias. Mientras la Europa Occidental permanecía dormida, el comercio de especias se expandía en oriente. Las cruzadas religiosas a partir del año 1000 y durante tres siglos, revalorizaron las especias de Oriente mientras los cristianos intentaban arrebatar a los musulmanes el control del pecaminoso tráfico.
Venecia y Génova se convirtieron en importantes centros comerciales y los barcos que fueron a Tierra Santa con los cruzados regresaron cargados de especias. Las mismas debido a su escasez, llegaron a ser tan valiosas como la plata y el oro, y su comerció volvió a florecer una vez más.
Con los albores de la era del descubrimiento (año 1400), prosigue la historia épica de las especias. Vasco da Gama, el navegante portugués, fue el primero en descubrir una ruta por mar a India rodeando el Cabo de Buena Esperanza.
No fué bien recibido, pero cargó su barco de nuez moscada, clavos, canela, jengibre y pimienta. Lo más importante llevaba una carta de los gobernantes indios de Calicut aceptando un acuerdo comercial.

Imagen, 20k.


Lisboa pasó a ser la capital de las especias. Pero antes, Cristobal Colón dio un nuevo giro a la idea de navegar hacia el este: se dispuso hacia el oeste.
En 1942 pensó que había llegado al Japón, cuando en realidad estaba en San Salvador, había descubierto el nuevo mundo y fue el primer occidental que probó el picante chile.
Durante su segundo viaje Colón para instaurar el poder español en el nuevo mundo confiando encontrar oro y especias orientales; pero en cambio descubrió la pimienta de Jamaica y la Vainilla.

Los portugueses cometieron un error fundamental al contratar a los holandeses como mercaderes en Europa, pidiéndoles navegar a la islas de especias para recoger clavo, nuez moscada y canela, pero después de un siglo de completo dominio, los portugueses fueron derrocados por los holandeses quienes después tuvieron una cruenta guerra con Inglaterra que duró 20 años y terminó cuando Gran Bretaña se apoderó de la India y de Ceilán , y los holandeses con java y Sumatra.

A finales del siglo XVIII entró otra nación en el teatro de las especias, los Estados Unidos de América.
Los clipers de Nueva Inglaterra tuvieron éxito en la localización de granos depimienta, y como eran de aficionados al trueque, los patronos de los clípers regresaron a Salem, Massachusetts con las bodegas llenas de pimienta de Sumatra. Salem se convirtió en el centro del comercio de la pimienta y, con unos beneficios potenciales de un 700 por ciento, los propietarios de los barcos se convirtieron en los primeros millonarios. Estos viajes eran muy complicados, la ida y vuelta duraba tres años, la posibilidad de ser asesinado por los piratas o los nativos era muy alta, y las tormentas en alta mar eran muy amenazadoras.
Resulta difícil imaginar que un puñado de cardamomos equivalía al salario anual de un pobre, que se vendían esclavos por un puñado de pimienta. A los estibadores de Londres les registraban los bolsillos para disuadirlos de robar un sólo grano de pimienta.
Actualmente India es el principal productor de especias, seguida por Indonesia, Brasil, Madagascar y Malasia.
 
    Imagen, 20k. El ajo
El ajo aparece en la mitología, religión y cultura de los países. Una leyenda árabe cuenta que el ajo creció a partir de la huella de uno de los pies del diablo, y la cebolla del otro, cuando abandonó el paraíso, y hay también muchas referencias a esta planta en la Biblia.
A los obreros que levantaron las pirámides les daban ajo, y restos de ajo se encontraron en la tumba de Tutankamon.
Los soldados romanos masticaban ajo antes de las batallas y en la mitología china el ajo era considerado útil para ahuyentar el mal de ojo, el símbolo de la desgracia y de la mala suerte.
   
    Chile
El chile es la especia más popular. El nombre chile se cree que deriva de una palabra India (txile). Los chiles son autóctonos de México. Hay pruebas de la existencia de esta especia por su presencia en enterramientos precolombinos en Perú. Cristóbal Colón, que descubrió el nuevo mundo mientras buscaba pimienta, dio por casualidad con estos frutos, que eran más picantes que los granos de pimienta. Llevó su valioso descubrimiento a Europa y de allí se propagó a Africa, India y al Oriente. La larga vida útil de las semillas (de hasta 2-3 años) era un valor añadido en aquellos días en que los largos viajes por mar eran muy frecuentes.
Imagen, 16k.    
    Imagen, 18k. Páprika
La páprika o pimentón dulce es un polvo fino hecho con variantes suaves de pimiento, el fruto de la planta Capsicum annuum, que fue llevada originalmente a Turquía por los Turcos. El corazón y las semillas se descartan y la pulpase deja secar y se tritura, con la que se obtiene la especia de un característico color rojo. la páprika es algo picante y dulce.
   
    Canela
La canela se ha asociado con rituales de sacrificio o de placer. Los egipcios la usaban como especia en sus embalsamamientos. Jeroglíficos descubiertos en un templo construido el año 1849 antes de C. por Hapshepsut, revelan que esta reina de Egipto mandó sus barcos a Punt (Somalia), y que regresaron cargados, de árboles de canela, incienso y mirra. En diversas partes del Antiguo Testamento, en la Biblia, hay referencias que indican que era más valiosa que el oro. Se dice que el emperador romano Nerón asesinó a su esposa en un ataque de rabia y luego ordenó que quemaran en su funeral, como muestra de arrepentimiento, la producción de canela de todo un año.
Cuando los comerciantes llevaban viajeros europeos hacia la isla de Ceylán, esparcían canela en la cubierta de sus barcos junto antes de llegar a la isla, y divertían a sus pasajeros diciéndoles: "Ahora podéis olerla, y dentro de poco la veréis", y era cierto, porque la mejor canela crece a baja latitudes sobre suelos pobres de arenas blancas. En el idioma victoriano de las flores, el significado de la canela es: "mi fortuna es la tuya". En Austria los enamorados se intercambian ramilletes que contienen canela como signo de cariño y amor.
Imagen, 13k.    
    Imagen, 25k. Azafrán
El nombre azafrán proviene de la palabra árabe azafrán, que significa amarillo, un color sagrado para los monjes budistas. El azafrán es una especia muy cara ya que se precisan 200.000 flores, recogidas a mano, para obtener 450 g de azafrán.
El azafrán ha sido muy apreciado como colorante, como medicamento y como condimento desde los tiempos de griegos y romanos. Se dice que Heliogábalo, uno de los emperadores romanos más extravagantes, se bañaba con agua perfumada con azafrán. Los comerciantes árabes introdujeron el azafrán en España, donde fue muy apreciado y de allí se divulgó por todo el Mediterráneo.
   
    Comino
El comino tiene una historia larga y fascinante. Existen pruebas de que fue conocido por los antiguos egipcios hace 5000 años por restos encontrados en las pirámides. Hay referencias bíblicas al hecho de trillar comino con una caña, práctica que se lleva a cabo en regiones del Mediterráneo oriental. Teofrasto, un célebre filósofo y botánico griego, opinaba que "el comino tiene que ser maldecido e insultado en la siembra para que de una cosecha abundante".
Antiguamente el comino era el símbolo de la avaricia y la mezquindad. Pero durante la Edad Media esta reputación cambió y el comino pasó a simbolizar la fidelidad. En Alemania, donde el comino es una especia muy popular, los novios llevan una pequeña cantidad de esta especia para ratificar su compromiso de fidelidad.
El comino es una pequeña planta herbácea anual de la familia del perejil, que alcanza los 25 cm de altura. Es una planta nativa de los países del Mediterráneo Oriental y del alto Egipto, pero actualmente se cultiva en Marruecos, Irán, Turquía, India, China y América.
Imagen, 21k.    
    Imagen, 12k. Clavo de olor
Hay un adagio que dice: "es muy posible que la nuez moscada evoque el olor l mar, pero con los clavos de olor uno puede verlo", ya que las cosechas de clavo de olor florecen en las islas. La gente de las Molucas o Islas de las especias, plantaban un clavo de especia para celebrar el nacimiento de cada niño. Si el árbol florecía, era un buen presagio para el recién nacido, a quien se ponía un collar de clavos como protección contra los malos espíritus y las enfermedades.
Los médicos chinos valoraron las virtudes medicinales de esta especia en época tan temprana como nombre de esta especia el año 3 antes de Cristo. Los dignatarios que visitaban al emperador estaban obligados a refrescarse el aliento chupando clavo; actualmente, una sustancia llamada eugenol, que se extrae del aceite de clavo, se elaboraran dentífrico y colutorios.
El árbol del clavo con unas hojas verdes y fragantes es originario de las Molucas, en el archipiélago indonesio.
Los clavos, los capullos de flor sin abrir de este árbol de 12 m, se cosechan cuando el árbol tiene entre 6 y 8 años. Los clavos se recogen a mano para no dañar las ramas y poner en peligros futuras cosechas. Los capullos cambian de color, pasando de un color rojizo claro a un color marrón oscuro a medida que se van secando al sol. Este proceso no puede acelerarse ya que los clavos se vuelven demasiado secos y quebradizos, marchitos en realidad.
   
    Laurel
El laurel es un árbol. Culpeper, famoso herborista, lo consideraba una protección para "los males del viejo satán contra el cuerpo del hombre, que no son pocos". Parkinson, un botánico del siglo XVII, decía: "las hojas del laurel son más necesarias que ninguna otra del jardín o el huerto, proporcionan tanto placer como utilidad, tanto como adorno como para consumo, tanto para usos civiles como para usos físicos, sin duda tanto para los enfermos como para los sanos, para los vivos y para los muertos...así es que desde la cuna a la tumba podemos usarlas y tenemos necesidad de ellas".
Las hojas del laurel se utilizaban para confeccionar coronas que eran usadas por los emperadores y los héroes de la antigua Roma como un signo de gran honor, y la superstición afirmaba que también servía para protegerlos del rayo. Actualmente, el vencedor del Gran Prix es coronado con una corona de laurel y los poetas vencedores de muchas competiciones literarias siguen siendo calificados de "laureados", en recuerdo de la corona de laurel que se ponía en parecidas circunstancias a poetas griegos y romanos.
El árbol del laurel es autóctono del Asia Menor, pero se expandió por todos los países del Mediterráneo en la antigüedad. Las flores, de color amarillo o blanco verdoso, no son muy aparentes y producen una baya de una sola semilla y de color morado oscuro. los árboles de laurel pueden alcanzar más de 15m de altura.
Imagen, 21k.    
    Imagen, 26k. Nuez moscada
La nuez moscada se conoce desde la época romana. El emperador Enrique VI fumigó las calles de Roma con nuez moscada antes de su coronación. Los portugueses mantuvieron en secreto el lugar de origen durante un siglo, (XVI), hasta que los holandeses los expulsaron de la isla de especias. En 1760 había almacenes en Ámsterdam llenos de esta especia, pero los quemaron para mantener su precio más alto. Tan dispuestos estaban los holandeses a mantener el monopolio que quisieron restringir el cultivo del moscatero a dos islas; pero no pensaron en la labor polinizadora de las aves que esparcieron las semillas por las islas de los alrededores.
El moscatero es un árbol grande de hoja perenne originario de las islas Banda, en las Molucas. Crece hasta unos 18m de altura y produce frutos entre quince y veinte años después de ser plantado. Una vez que el árbol comienza a dar frutos, lo hace ininterrumpidamente durante 30 o 40 años con una producción anual de 1.500 o 2.000 frutos.

El fruto del moscadero se abre al madurar, el macis se separa de la nuez y se deja secar. La nuez también se deja secar hasta que la parte interior de lamisma se despega y es extraída rompiendo el extremo de la cáscara.
   
    Anís
El anís es autóctono del Mediterráneo oriental y de las regiones costeras del área antiguamente denomiinada el Levante; era ya una especia muy conocida por los antiguos egipcios. Su habilidad para contrarrestar la indigestión fue muy apreciada por los romanos, que servían un pastel de especias que contenía anís después de celebrar una de sus orgás gastronómicas.
El anís es una planta anual que alcanza los 0,6m de altura en países como el sur de Rusia, el norte de África, la India y Ámerica dle Sur y Central. El fruto consiste en dos carpelos unidos que se cosechan cuando el fruto empieza a madurar y se dejan amontonados hasta que maduran. Las semillas se separan de las flores mediante un proceso de trillado, son pequeñas y ovales, con finas líneas marcadas sobre un fondo gris verdoso.
Imagen, 21k.    
    Imagen, 37k. Pimienta
El rey de las especias, la pimienta, es una de las más antiguas y populares especias del mundo. Fue el deseo de encontrar la fuente de esta especia, lo que llevó a los primeros exploradores hacia el este. Hubo un tiempo en que los granos de pimienta era más valioso que el oro. Los romanos fueron los primeros que identificaron la importancia que tenían los vientos dominantes y los monzones en los viajes por mar, y por ello garantizaron el suministro de esta especia desde el sur de la India. Convirtieron Alejandría en el principal puerto comercial entre Europa y Asia y construyeron enormes depósitos para guardar especias. Una de las entradas de la ciudad se llamaba la Puerta de la Pimienta. Durante el asedio de Roma, el rey godo exigió un rescate de 3.000 libras de granos de pimienta, oro y plata; los romanos lo pagaron, pero saquearon la ciudad.

Durante la Edad Media, la pimienta era considerada como una mercancía valiosa: dotes, impuestos y alquileres se pagaban con granos de pimienta
En inglés existe una expresión ("pepercorn rent") que traducida literalmente sería "ela alquiler de la pimienta" y que se empezó a usar entonces para indicar un pago al contado, que solía ser el más caro debido a la escasez de la especia.
La palabra pimienta proviene del sánscrito (antiguo idioma indio) pippali, que significa "baya". Originalmente se refería a la pimienta larga de la India (Piper longum), aunque hoy es difícil de encontrar, incluso en la India. El piper es una planta trepadora autóctona de la India, donde según dicen sigue cultivándose la mejor pimienta.
   
    Vainilla
La palabra vainilla es el diminutivo de vaina, osea que significa "vaina pequeña". Una bebida bebida que combine el chocolate con la vainilla puede parecer un invento reciente, pero de hecho los aztecas descubrieron esta combinación de sabores exóticos siglos antes de que los españoles pusieran el pie en México por vez prmera (en 1520). La vainilla fue llevada a España y desde allí se divulgó rapidamente por toda Europa, donde su mágico sabor era muy apreciado por los que se podían permitir comprar esta especia.
La vainilla es la vaina con semillas de una orquídea trepadora tropical originaria de México y que se cultivó exclusivamente allí hasta el siglo XIX. Las flores se abren un sólo día y son polinizadas por un tipo de abeja (melipona) y por un tipo especial de pájaro de pico largo, ambos autóctonos de México, lo que explica la falta de éxito en los intentos de propagación de la planta. Más tarde fue artificialmente polinizada y hoy crece principalmente en Madagascar y las Seychelles entre otras islas.
Imagen, 18k.    
    Imagen, 22k. Polvos de Curry
La palabra "curry es una corrupción de la voz támil karhi. A lo largo de la época de los rajás, la palabra evolucionó hasta conventirse en una descripción genérica de cualquier receta india preparada con salsas de especias. Los pimeros aficionados a las recetas indias picantes y especiadas, los mercaderes y soldados que visitaban la India, se llevaban de regreso a sus países el aroma y sabor de esta cocina. La demanda a nivel comercial de los curries en polvo fue creciendo y esta mixtura de especias se han vuelto cada vez más auténticas, mejorando en calidad y haciéndose menos crudas en su sabor. Actualmente existen diversas mixturas de curry en polvo preparadas para cocinar. El polvo de curry es una mezcla de especias.
   
www.arribasygalobart.com.ar